leyenda restaurante Las Palomas windsurfing deportes aereos remo baño pesca caza rutas bicicleta paseos a caballo senderismo paisajes habitaciones

CARMONA


Carmona tiene todo el encanto de una pequeña ciudad blanca de Andalucía, con casas que deslumbran en blancura bajo el sol contra un fondo de cielo azul. Situada sobre la cumbre de Los Alcores, está a tan solo 30 km de Sevilla

De origen antiguo, pues su situación en el valle del Guadalquivir lo favoreció, fue colonizada por los fenicios para convertirse más tarde en una ciudad romana de gran importancia. Reconquistada en 1247 por Fernando III, tras cinco siglos de historia musulmana, Carmona conserva su aspecto de medina con callejas estrechas flanqueadas de casas bajas.

Su abundante arquitectura religiosa, civil y militar hacen de Carmona una ciudad monumental. El monumento romano más notable, único en su género, es la Necrópolis, junto al Alcázar con su Puerta de Sevilla y de Córdoba, que guarda restos de esta época.

En la arquitectura civil, está la plaza de San Fernando, cuyas viviendas más antiguas son del s.XVI y edificios de estilo mudéjar, renacentista o barroco. La arquitectura religiosa es amplia: desde las iglesias de Santiago, San Blas, San Felipe, San Pedro y Santa María hasta los conventos de Santa Clara, Concepción y Madre de Dios. También se conserva parte de la arquitectura militar, como las murallas, el Alcázar de arriba y la Puerta de Marchena.


GASTRONOMÍA: Las espinacas con garbanzos, los camarones, la perdiz a la cortijera, las papas en amarillo con bacalao y las tostás con tropezones de lomo forman su oferta culinaria. Como dulce, la torta inglesa, pastel a base de sidra.

www.carmona.org